19-09-2020
"Ratificar el Convenio 190 de la OIT: 'Esto va a ser la piedra basal de una mejora de la calidad laboral'"
Por Javier Varetto (*) @varettojavier
Desde hace unos años un conjunto de sindicatos en nuestro país venimos militando para esta concreción, primero en todo el proceso arduo y duro que fue el hecho de que la Organización Internacional del Trabajo en vísperas de sus 100 años, aprobará en Junio del 2019, este Convenio 190 junto a la Recomendación 206, que tienen características históricas y progresistas, normativa impensada hace 10 años atrás y donde las representaciones del gobierno y los trabajadores de argentina  votaron afirmativamente (hacemos la salvedad de la abstención de la representación del empresariado argentino), y estamos desde ese momento llevando adelante una tarea de difusión, capacitación y concientización sobre el mismo, además de APOYO a su proceso de ratificación para nuestro país.-

Hoy vimos  con beneplácito el envió por parte del PEN del proyecto de ley al Congreso Nacional, y que el mismo haya sido votado favorablemente en el Senado Nacional,  ahora afrontamos una nueva etapa que es que el mismo sea acompañado favorablemente por los diputados nacionales, cuestión que venimos instando sin distinción de banderías políticas, para que luego la ratificación sea entregado en depósito en la oficina internacional del trabajo.-

En Argentina no existe una legislación nacional general sobre la violencia y acoso en el mundo del trabajo, si hay distintas leyes en algunas provincias contra el mobbing  laboral como CABA, Bs. As., E. Ríos, S. Fé, Tucumán y en la constitución provincial de Corrientes, por lo que la ratificación de esta norma internacional cubrirá un vacío legal, sería  disparador de nuevas legislaciones complementarias y además produciría mejoras y ampliaciones en los distintos programas que se aplicaran sobre esta materia.-

Este convenio constituye un gran avance para evitar todo conjunto de comportamientos y acciones inaceptables que tengan por objeto provocar, ocasionar o sean susceptibles de producir daños físicos, psicológicos, sexuales o económicos, que sean realizados en el sector público o privado, en la economía formal o informal, en zonas urbanas o rurales, abordando a todas las personas no solo en su condición de trabajadores/as, sino cualquiera sea su situación contractual, o sean personas en formación o despedidos, a los voluntarios, a aquellas que buscan empleo o también a los que ejerzan la autoridad o con responsabilidad de empleador.-

Ratificar el Convenio implicará para el país adoptar y adaptar legislación, prohibir legalmente la violencia y el acoso, elaborar políticas pertinentes, generar medidas de prevención y combate de estos flagelos, establecer mecanismos de control, facilitar el acceso a medidas de apoyo, vías recursivas y de reparación, prever sanciones y desarrollar educación, orientaciones y formaciones en la materia.-

Esta legislación representa un salto de calidad para la vida laboral, que va a mejorar la calidad de vida de nuestros conciudadanos, que incorpora conceptos como la tolerancia Cero frente a la violencia y el acoso, o que estas puedan constituir una violación o un abuso de los derechos Humanos, o incluso agregar a la violencia doméstica como una situación que puede afectar el empleo.-

Además la legislación no solo es crucial para eliminar la violencia y el acoso por cuestiones de género, sino también de manera general, por lo que si logra la plena efectivización cambiará la vida no solo de las mujeres en el mundo del trabajo, sino de los/as trabajadores/as en general.-

Por ello volvemos en este momento a instar a todos/as nuestros/as diputados/as nacionales que estén a la altura de las circunstancias de la norma que se trata, para luego el conjunto de los estamentos trabajar en tarea siguiente que es su aplicación.-

(*) Secretario de Relaciones Institucionales A.E.F.I.P.  M.D.N. Secretario General O.T.R. Nacional

Nota de opinión de fecha 16 de julio 2020.